Raúl Finucci

EL TÁBANO

por Oscar Lura

Hace un tiempito que no andaban mis palabras por EL TRADICIONAL, no sé si es que nuestro director decidió frisarme o algo parecido, pero la cuestión es que “de nuevo estoy de vuelta…” como dice la zamba del “Chango” Rodríguez, el que tuvo que “…hacer una alto por un toro mañero…”, como los que deben hacer un “alto” por tener que matar a un delincuente y después demostrar que mediante escribano público, el ladrón firmó matarlo, para evitar ir preso.
Pero el tema es otro. Yo les cuento porque estoy entre “bambalinas” de EL TRADICIONAL . En realidad pensaba poner “en la cocina”, pero hoy no es una expresión muy feliz.
¿Vieron lo que escribió Finucci arriba, en su EDITORIAL?, bueno, les cuento. Uno de los socios fundadores de la Confederación Gaucha Argentina le dio varias cajas llenas con todo lo que había guardado de las comunicaciones del “Comodoro”.
Hace rato que Finucci las tiene y las había visto solo por arriba, como revisando al vuelo, pero parece que hay cosas más que interesantes. Les cuento que tal vez salga en distintos informes aquí en esta web (sino donde).
Yo les diría que estén atentos, a esta página hay que entrar constantemente porque tiene mucho material.
Otro tema: ¿qué le pareció la nota de “El Nimo del Tradicionalismo”?
¿No la leyó?, bueno búsquela en CONTENIDOS que está en la barra de menú, arriba o en lo títulos que se van guardando al final de la página. Parece que este “Nimo” trucho, está preparando otra nota picante, porque la de la cena hizo ruido.
Recontra otro tema: No estuve en Luján el domingo, pero el viernes pasé por el Viejo Camino de Gauna (Avenida Gaona) y había un montón de “boligoma” (léase carritos con ruedas de goma), espero no hayan pasado. Le voy a preguntar a Javier Melo porque no los menciona en su cobertura (parezco un fiscal).
En EL TRADICIONAL por AM 1300 y la Cadena Nacional de Emisoras Criollas, se le hizo una nota, en el bloque “La Huella Mustad” a una mujer miembro de una ONG, Gabriela Rosas, quien pertenece a Voluntarios por los Caballos, ellos estarían a lo largo de Gaona asistiendo a los montados y junto a la policía retirando a los que no puedan seguir, por distintos motivos.
Creo que la otra semana la van a sacar al aire de nuevo para que cuente como fue la cosa.
Hasta la próxima.

Hace algo más de un año, un dilecto amigo que confió su archivo de la Confederación Gaucha Argentina, creada en 1980 en san Antonio de Areco. El 18 de diciembre de ese año según reza espantosamente la página oficial de la Confederación, en su apartado “Quienes Somos” – “Historia”: “…un grupo de líderes gauchos…” se reunieron en casa de mi muy recordado “pepe” Guevara, porque habían sido invitados por la Confederación de Charros de México y quedaron maravillados con su organización.

Quien me legara el archivo asegura que el Comodoro (o “Cadete”) Güiraldes, no estuvo en esa reunión, por lo cual es equivocada la idea de que él fue el fundador. Sí fue su primer presidente, hasta que pasó el mando al Dr. Caballero en San Juan, con lo que logró que lo que fue una gran idea, con magníficos proyectos, fuera hoy solo un sello con algunos hombres que por cercanía a la provincia, cumplen el rito de reunirse y plantear algunas actividades, algunas lejanas de los objetivos originales.

Me comprometo a ponerme a trabajar sobre el archivo de marras: hay cartas, boletines, informes, en fin, todo lo que el Sr. Güiraldes generaba, que no era poco y podría haber sido extraordinario, de no ser por su personalismo y sus “mañas”.

Ya les contaré.

A CABALLO A LUJÁN

Por Javier Andrés Melo

Cada año al llegar el mes de septiembre los tradicionalistas se reúnen en la ciudad de Luján para visitar a la Virgen Gaucha; el origen de esta Peregrinación a Caballo fue una propuesta de Monseñor Serafini a unos paisanos del Círculo Criollo El Rodeo en 1945.

EL CUCHILLO FLAMENCO

Por Guillermo Palombo

Las palabras tienen la singularidad de no pasar o morir con las ideas o cosas que expresan o representan, sino de sobrevivirlas por espacio de siglos, para desesperación de los filólogos, etimologistas e historiadores., y en este caso para los coleccionistas argentinos de cuchillos criollos.

DON ROBERTO, SEÑOR DE TRAPALANDA

por Carlos Raúl Risso

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Ochenta años atrás, el 20 de marzo de 1936, de una repentina neumonía moría en su habitación de pasajero del Hotel Plaza de la ciudad de Buenos Aires, el “gaucho escocés” D. Robert Bontine Cunninghame Graham,

CUANDO "EL COMODORO" METIÓ LA COLA

por Raúl Oscar Finucci

Para referirme al tradicionalismo, y la incorporación de espacios para difundir nuestra cultura criolla, diré que hace tiempo fui invitado (le había enviado un correo electrónico) por el sr. Mariano Wullich, uno de los directores del diario La Nación, a escribir mensualmente en el “Rincón Gaucho”, sección que aparece los sábados en el suplemento “Campo” de dicho matutino.
Desde ya, le dije que lo haría con gusto a pesar de no percibir más remuneración que ver mis notas “en letras de molde” en el diario de los Mitre.
Mi viejo estaría orgulloso, ya que fue siempre lector de La Nación, desde el título a la contratapa. A mi me cuesta un poco decidirme, y no porque no me guste el medio, además, una vez José Gobello creador de la Academia del Porteña del Lunfardo, además de colaborador de la revista “Todo es Historia”

EDUCAR BIEN

Acabo de escuchar a un especialista en educación, con acertadas apreciaciones en cuanto a las horas que los alumnos deben estar en clase y las famosas “horas extras” por decirlo de alguna manera, que a veces desacomodan la mecánica de los padres en cuanto a viajes y demás. Decía este señor, especialista evidentemente, que no es cuestión de agregar horas, sino mejorar la calidad de las establecidas. Daba el ejemplo de unos estudiantes que protestaban porque a la mañana tenían Matemática y a la tarde nuevamente. Es claramente, no aprovechar el tiempo. Pero no es culpa de los jóvenes, hay muchísimos maestros/as y profesores/as, que no se capacitan, que solo cumplen. Nadie se ofenda, está a la vista.
Con lo que no logro decidirme, es si estoy de acuerdo o no, con dar tarea para el hogar, vulgarmente llamado “deberes”. No sé, no me decido a rechazarlos, y pienso que debe estar encadenado a aquello de que no se aprovechan bien las horas de clase.
Como dice Pichón Gruppo: “Vamos a ver como se revuelca el toro”.

ALLÍ ESTAREMOS JUNTO A NICOLÁS MEMBRIANI

OTRA VEZ CABALLOS

CEPADMA ANUNCIA SUS CURSOS DE:
Terapia Asistida con Caballos, inicio 15 de septiembre
---------------------------------------------------------
AUXILIAR DE CLINICA ECUESTRE
(X Edición - Teórico-Práctico - Vacantes Limitadas)


Inicio 6 de setiembre
12 teóricos los martes de 18 a 21 hs + 3 prácticos de campo
Coordinación: Dr. Hugo Scipioni
Docente: Med. Vet. Claudio Tonelli


OBJETIVO: Capacitación en la Atención del Caballo desde una Perspectiva Sanitaria


TEORICOS EN AULA:
*Anatomía y Fisiología del Caballo
*Problemas más comunes en los miembros-Claudicaciones
*Concepto y manejo de primeros auxilios-heridas-indicaciones veterinarias
*Conceptos de las principales enfermedades del Equino.
*Servicios-Gestación-Parto-seguimiento y evolución.
*Conocimiento del Plan Sanitario Anual

PRACTICAS EN EL CAMPO:
*Rol que desempeña el auxiliar veterinario en la asistencia al profesional actuante.
*Colaboración en vendajes, Yesos, Férulas, (aprender a controlar los mismos ).
*Como manejar inicialmente una herida hasta la llegada del veterinario.
*Colaboración en Prácticas Reproductivas (retajeo, yeguas a servir, etc.)
*Yeguas en Parto; control del potrillo recién nacido, aprender a identificar un potrillo en riesgo para su rápida asistencia médica, etc.

CEPADMA

Avda Santa Fe 1145, Buenos Aires
Secretaría de 17 a 20 horas
TE: (011) 4813-2619 / Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

CENA DE LA A.C.A

Por “El Nimo” del tradicionalismo

La reunión pasada de la Asociación Criolla Argentina (ACA) no tenía que ver con la fiesta del Día Nacional del Gaucho, sino con instituciones y la idea primigenia de la ACA de querer ser una Federación. Fracasaron con la Federación Criolla; no pudieron copar, pero terminaron perjudicando a la Federación Gaucha; y finalmente no pudieron con la Federación de Centros, esto es lo que pasó, a mi entender, objetivamente, pero es historia.
Esta reunión era la continuación de una anterior en la que habrían tratado algunos temas.
El asunto es que habían hablado de las presentaciones en los desfile, y Lucho Spinelli escribió una guía con algunas consideraciones en cuanto a vestimenta, limpieza, pulcritud, etc.
También hablaron de cómo acercar a la juventud, y se comentó un evento que van a hacer en el campo de UPCN en Ezeiza con chicos de escuela, y se convocó a que todas las instituciones vayan.
Por último Patricio Di Gilio habló de que las instituciones deben tener personería jurídica o reconocimiento de entidad de bien público, para que sea más fácil la relación con el municipio y poder obtener cosas; y se ofrecieron a asesorarlos en todo lo que necesiten.
A las instituciones presentes les entregaron una carpeta con el reglamento de desfile y una serie de formularios e instrucciones que descargaron de la página de la Dirección de Personas Jurídicas de la Gobernación; algo que por ejemplo a los que estaban de Mataderos y que fundaron un centro nuevo en la ciudad no les sirve, porque necesitan inscribirse en la IGJ y no en la provincia.
Le entregaron la carpeta a la Federación de Centros y a la Confederación, que aunque sabemos que están flojos de papeles, están ya organizados; pero enseguida se dieron cuenta y no lo hicieron aunque ya los habían nombrado para que se acerquen.
También le dieron esa carpeta a instituciones que tienen todo en regla y de las que deberían ponerse en alumnos y no en maestros, como "El Rodeo", "Fortín Quilmes", "El Fogón de Tigre", etc. Ya sé que no son grandes ejemplos, pero están en un nivel superior en cuanto a institucionalidad se refiere (y legitimidad).
Después que habló Patricio Di Gilio, Spinelli hizo algunos comentarios sobre el reglamento, y como Andrés Rodríguez, presente desde ya, no quiso agregar nada; pasaron a los que quisieran hablar.
El representante de la Casa del Arte de Berazategui (?) dijo algo así como que eran una de las instituciones más antiguas de la provincia (pero parece que ahora que necesitaban la firma para la Federación se dedicaron a los gauchos) y cuando los atacan por un "maltrato animal" en el tradicionalismo no sabe qué contestar. Otro que habló fue el representante de Mataderos y sonó a discurso político de sindicalista, por el tono, las palabras, etc.
A los centros que habían invitado a la reunión, supongo que a todos o la mayoría, les cobraron la comida, cosa que no sucedía, pero es entendible.
Este tipo de reunión se podría realizar en un salón sin comida y sería mucho más efectiva, si hubiera una conversación, debate o cómo se quiera dar participación a los presentes.
Nos encontramos con Horacio Figuerón (Pte. Fiesta pcial. Del Caballo de Bragado), y nos dijo que la charla del Jueves (inauguración) en Bragado la va a dar Eduardo Lazari.
Por lo menos así lo ví yo.
Zic…zic…

Página 6 de 18

EL BLOG

    CORTITO Y AL PIE
    • Lunes, 18 Junio 2018

    En la última “Exposición Ganadera”, más precisamente en el Concurso Nacional de Aperos de Uso Tradicional, se generó una discusión por la utilización de un arzón de plata en un lomillo de sogas. Lo que , sostengo, rompe la categoría y la hace difícil de jurar. Y no es que el gaucho no lo usara, de hecho, usaba cualquier cosa que tuviera y si algo era de plata (estribos, cabezada, arzones, etc.) desde ya lo usaba para los días de fiesta, o constantemente si era lo único que tenía o le quedaba cómodo. Eso no quiere decir que esté bien que se use todo mezclado, categorías y épocas, porque la jura se hace imposible. Si un jurado lo permite, rompe el pacto tácito con los demás participantes (no hablaré de reglamento).
    Se me dieron ejemplos, justificaciones y datos históricos que agradezco mucho por novedosos para mí, pero no me convencieron. Respetar las categorías y hacerlas respetar (para jurados) debe ser la premisa.

    in Blog Read 480 times Leer Más
    SOBRE ALGUNAS PILCHAS
    • Martes, 17 Abril 2018

    “Lo poco agrada y lo mucho enfada” decía mi abuela materna, oriunda de León, en España. Y es así en casi todas las cosas. No quiero que me odien talabarteros, tejedores de ponchos y otros artesanos necesarios de la Tradición Gaucha Argentina, pero debemos reconocer entre todos, que hay pilchas que se repiten hasta el hartazgo y sería bueno, que sus propietarios las alternasen en los concursos de aperos.
    ¿Qué dónde voy?
    Bien; una vez escribí en mi columna semanal de la Revista EL FEDERAL, malograda por los hijos de su fundador, lamentablemente, que me parecía que en Palermo, durante la “Exposición Ganadera” , que los caballos del Concurso Nacional de Aperos, deberían presentarse con algo de pelo y no con el extraordinario brillo del pelo de verano, porque es como mentir una situación.
    Si ya sé. También se enojaron cuando escribí hace muchos años en el recordado Periódico Mensual EL TRADICIONAL, que las caronas eran cortas, porque todos tomaban las medidas que reprodujo Justo P. Sáenz (h) en “Equitación Gaucha en la pampa y Mesopotamia” pero nadie había tenido en cuenta que el caballo del gaucho era flaco de tanto uso diario. Carlos Lunardi lo comentó y el entonces jurado Olegario V. Andrade pidió en la pista que los caballos no estuvieran de “anca partida” que así no era el caballo del gaucho. Aunque tampoco era de Raza Criolla.
    Volviendo a los usos abundantes, por decirlo de alguna manera, también escribí en EL FEDERAL, una nota titulada “En verano, poncho de verano”, porque solemos ver tremendos y pesados, y también hermosos, ponchos pampa en desfiles del mes de diciembre.
    No soy un iluminado ni quiero hacer creer eso, solo pido sentido común.
    Con respecto al pelo, no me refiero a la desprolijidad de los largos pelos de invierno, en orejas y ranillas incluidas, hablo de… algo de pelo.
    Y retomando ahora sí el tema de la pilchas que pululan en abundancia y nadie alterna (sé que si uno tienen una muy buena no la quiere dejar de usar en concurso), me remito a la última vez que mi amigo Juan Carlos Duchini asistió a Palermo (no ensilló) y publicamos en aquel El Tradicional en papel de diario, una foto de Duchini muy sonriente, luciendo sobre los hombros un soberbio poncho de vicuña con un bordado extraordinario.
    A partir de allí, se llenaron las pistas de ponchos de vicuña bordados, de toda calidad y aspecto. Y hace mucho ya de esto. Y ya…
    No digo que no los usen, pido que los alternen, porque hay gente que ya se sabe con qué va a entrar, y una sorpresa alegra al jurado.
    Otra pilcha emblemática del gaucho es el tirador, bien, hay siete mil tiradores bordados, de mucha variedad en belleza, calidad y hasta feos. Y no critico a nadie, pero no tienen por qué estar todos de tirador bordado. ¿Y de tirador de suela negra Finucci? Ese no cambia la ecuación, pero era el más usado, lo que modifica es la rastra y las monedas.
    No se enojen, es simplemente lo que he pensado desde hace mucho.

    in Blog Read 806 times