SE ACABA NOVIEMBRE

SE ACABA NOVIEMBRE

Se está por terminar el Mes de la Tradición Gaucha Argentina.  Y lo digo así porque es la formade que todo el mundo entienda de que hablamos.
Entre los tradicionalistas, o gente interesada en las cuestiones camperas o criollas, es fácil que se entienda, pero no siempre es así.

Hace muchos años me invitaron a una celebración del “Día de la Tradición” en la plaza central del Partido de Gral. San Martín, verdadera Cuna de la Tradición porque allí nació José Rafael Hernández, autor de “El Gaucho Martín Fierro” (1872) y “La Vuelta de Martín Fierro” (1879). Y fue gracias a Hernández y su obra, que es rescatada la figura del gaucho y comienza a rendírsele culto a sus tradicionas, usos y costumbres.
Cuando llegué a la plaza, sobre el escenario había unos chicos de la colectividad tirolesa de San Martín, haciendo uno de sus bailes tradicionales. Se me acercó alguien de la secretaría de Cultura local y me preguntó que me parecía la celebración y me contó que muchas colectividades se habían presentado para celebrar “Las Tradiciones”.  Me vi obligado a decirle que era, ese 10 de Noviembre, el “Día de la Tradición Gaucha” y le expliqué los motivos, que parecieron sorprenderla, lamentablemente. Por eso es bueno aclarar.
Vivimos en una “Cuenca Gaucha” , sobre eso escribí una nota de tapa en la revista EL FEDERAL, y en esa cuenca estamos los argentinos, uruguayos y brasileros, por eso también, es buena la aclaración que les comento al principio.

Para homenajear a José Hernández, que falleció en su quinta de Belgrano (CABA) el 21de octubre de 1886 a los 52 años, no encuentro mejor que transcribir parte del capítulo que ocupa el poeta en mi libro “Todos somos gauchos” (2012): “Cierta vez entré a una librería, de esas librerías en las que ya no hay libreros, sino empleados que venden libros, y que sin la computadora, no podrían saber nada de ningún autor y pregunté por el libro que estaba buscando, creo que era “Con ánimo de ofender” del autor español Arturo Pérez Reverte. Y sin ánimo de ofender, pero si con el de comprobar lo que sospechaba, le pregunté a la vendedora: ¿y de José Hernández que tenés?, “El Martín Fierro” fue la respuesta inmediata. A lo que contesté: “No es lo único que ha escrito”.
Además de ser un prolífico periodista y de escribir el poema máximo de la argentinidad: “El Martín Fierro”, Hernández escribió unos poco conocidos romances: “El viejo y la niña”, “El carpintero”, “Los dos besos” y “Cantares”. Además de “Vida del Chacho” e “Instrucción del estanciero”. También se convirtieron en libro sus artículos titulados “Las Islas Malvinas”. Parece que nuestros jóvenes no lo saben, y creo que tampoco hay quien se lo enseñe".