MURIO "EL PANCHO" OMAR MORENO PALACIOS, TALENTO SINGULAR

MURIO "EL PANCHO" OMAR MORENO PALACIOS, TALENTO SINGULAR

En la mañana de éste miércoles 17 de febrero, temprano, me enteré del fallecimiento del "Pancho" Omar Moreno Palacios. Estaba internado desde el pasado sábado 6.

Consulté enseguida a Adrián Aranda, quien tuvo la suerte de tenerlo como colaborador en su programa radial, y me dijo que había recibido un mensaje de su hija que decía:
"Hola Adrián, ayer era tarde. Papá se fue... ayer cerca de las once de la noche".
Es decir, que el 16 de febrero de 2021 falleció un talentoso representante de la música surera... de la cultura nacional.
Lo conocí hace muchos años. Lo vi por primera vez, y me corrijo de lo comentado en Facebook, en una fiesta criolla en beneficio del Hospital Sor Ludovica de La Plata, donde creo no recordar mal si digo que asistían 30.000 personas por edición. Estaba con su esposa y su gran sombrero de pajilla, de alas caídas. Me presenté ni bien bajó del escenario, y conversamos un momento. Luego, en una cena allá en la Costanera de la Ciudad de Buenos Aires.
Después me invitó a su programa de Radio Nacional, invitación que resultó una deferencia, ya que no solía, según me explicó, tener invitados porque solo disponía de una hora de programa; disfruté mucho esa hora. Quería saber sobre EL TRADICIONAL.
Siempre fue un gusto encontrarlo, en cualquier ambiente, en cualquier circunstancia. No olvidaré nunca la noche que pasamos en el restaurante Pedemonte de la Avenida de Mayo. Hasta las 5 de la mañana cantó junto a Hernán Filipelli y un tímido aún Rodolfo Jaureguy, en mesa que ocupaban también José María Cuenca, Carlitos Lunardi y Hugo Romero. Mesa a la que a las tres de la madrugada, se acopló Raúl Lavié. Inolvidable.
En 2020, cuando se recuperaba de un episodio de salud, lo llamé por teléfono y grabamos una conversación para el programa. Estaba contento, volvía a salir a caminar, recuperaba su mejor dicción y tenía intacta la memoria. Ironía del destino, él que nos asombró a todos, nos contaba alegre sus progresos para encarar la última trepada de la vida.
No se dónde andará. Por mi estudio seguramente pasará en algún momento, en un recuerdo, en sus temas insoslayables a la hora de musicalizar el programa.
Te espero "Pancho". Cuando quieras.